Blog

¿Qué papel importante juega un blog de empresa?

Los blogs son una de las herramientas más influyentes para compartir información y trasladar nuestros mensajes. Si un blog está bien nutrido y alimentado podrá destacar sobre los demás portales del sector. Se trata de conseguir ser prescriptor, es decir, el experto que todos tienen en cuenta a la hora de mantenerse informado o aumentar su conocimiento.

Pero esto, evidentemente, no es fácil, todos los días surgen nuevos portales de información. Blogs, bitácoras y revistas o páginas que tienen como finalidad hacerse un hueco en internet y ser referente para todos los internautas. Detrás de un blog con buenas posiciones y millones de visitas hay mucho trabajo, mucha reflexión y sobre todo, mucha creatividad. Una combinación de varias características es lo que hace que un lector se sienta identificado con nuestros mensajes.

A continuación os plasmamos algunos asuntos que debéis tener en cuenta a la hora de poner en marcha un blog:

1. Si eres el primero en hablar de un asunto, genial, ya que serás el único que habla sobre ello. Si resulta que ya muchos hablan sobre el tema, tienes que pensar en lo que te va a diferenciar del resto y buscar el gancho para conseguir que te elijan a ti como referente.

2. Ser claro en la exposición de los temas. El lector tiene que entender lo que transmites.

3. Ser útil para el lector. Cuando el usuario haya terminado de leer el post tiene que tener la sensación de que le ha servido de algo, sino no volverá.

Otras recomendaciones a la hora de plasmar nuestras palabras:

Introducción: nos indica de lo que trata el post, lo tenemos que utilizar como gancho así que contamos todo sin contarlo todo, es decir que la conclusión nos la dejamos para desarrollarla en el cuerpo del post.

Estructura: tiene que tener una correcta estructura y puede dar respuesta a las clásicas 6W del periodismo (Who, what, where, when, why, how)

Conclusiones: el texto debe recoger tu opinión como experto.

Fotografía: dependiendo del sector del que se trata pueden tener una importancia vital, siendo a veces más importante lo que se muestra que lo que se dice.

Con todo esto y un poquito de buen hacer, ya podemos empezar con nuestro proyecto de crear un blog!!! Todos a escribir!!

5 másters para periodistas y profesionales de la comunicación

Esta semana hemos recopilado 5 opciones para aquellos periodistas que se estén planteando la realización de un máster para completar su formación universitaria.

Máster en Comunicación y Branding Digital impartido por la Universidad CEU Cardenal Herrera

  • 60 créditos
  • presencial
  • 12 meses
  • 8.500 €

Máster en Dirección de Comunicación y Nuevas Tecnologías impartido por la Fundación Coso

  • Presencial
  • 10 meses de duración
  • Para más información contactar con la Fundación Coso

Máster Universitario en Contenidos y Formatos Audiovisuales impartido por la Universidad de Valencia

  • 60 créditos
  • presencial
  • 2.772 €

Máster en Dirección de Comunicación Corporativa impartido por Online Business School

  • 60 créditos
  • Online
  • 12 meses de duración
  • 5.800 €

Máster oficial Universitario en Dirección de Protocolo, Producción, Organización y Diseño de eventos impartido por el Instituto Superior de Protocolo y Eventos y respaldado por la Universidad Camilo José Cela

  • 60 créditos
  • Presencial, Semi presencial o a distancia
  • 12 meses
  • 6.500 €

Si ya has realizado alguno de los másters que recogemos en este post no dudes en darnos tu opinión!

 

10 libros que no puedes dejar en el olvido

Hoy es el Día Internacional del Libro y del Derecho de Autor, el objetivo de su celebración es fomentar la lectura, la industria editorial y la protección de la propiedad intelectual. El motivo por el cual se eligió el 23 de abril como clave para ensalzar la literatura, es debido a la coincidencia de la muerte de tres grandes autores,  Miguel de Cervantes, William Shakespeare y Garcilaso de la Vega en dicha fecha.

6cc13a02f82bf1d8045cdff3a5ecf7a8
Vía Pinterest

Para celebrar este día se nos ha ocurrido hacer nuestras diez recomendaciones personales. Las obras que mencionamos a continuación no dejan indiferente a nadie y deben ser leídos en más de una ocasión para volver a revivir las historias narradas y descubrir detalles que en nuestro primer contacto pasaron desapercibidos. No están en orden de preferencia, todos y cada uno de ellos tienen un 10.

Cien años de soledad de Gabriel García Márquez. Esta obra narra la historia de la familia Buendía a lo largo de siete generaciones en el pueblo ficticio de Macondo. Premio Nobel en 1982 es considerada como una obra maestra de la literatura hispanoamericana y universal.

El tiempo entre costuras de María Dueñas. Narra la historia de Sira Quiroga, una joven modista que se ve obligada a fundar un taller de alta costura en Tetuán. Recientemente hemos podido disfrutar de su adaptación a miniserie de televisión que resultó ser todo un éxito.

La verdad sobre el caso Harry Quebert de Joël Dicker. Es una novela de suspense sobre el asesinato de una joven de quince años en la pequeña ciudad de Aurora, en New Hampshire.

El amor en los tiempos de cólera también de Gabriel García Marquez. Narra la vida de tres personajes a finales del S XIX en la ciudad costera de Cartagena (Colombia). Se trata de un círculo amoroso existente entre los tres personajes principales: el doctor Juvenal Urbino, Fermina Daza y Florentino Ariza.

Once minutos de Paulo Coelho.  La novela relata la vida de Maria, una joven de una aldea remota de Brasil. A partir de desengaños amorosos en una etapa temprana de adolescentes, María desarrolla un odio por el amor y decide buscar fortuna en Suiza.

Dispara, yo ya estoy muerto de Julia Navarro. Es la historia de dos familias que persiguen sus sueños y luchan por sobreponerse a su propio destino.

El perfume de Patrick Süskind. Otra de las novelas adaptadas con éxito a la gran pantalla. Jean-Baptiste Grenouille no despide ningún olor por lo que es invisible para todo el mundo. Al mismo tiempo posee un olfato prodigioso que le permite percibir todos los olores del mundo. Desde la miseria en que nace, el protagonista escala posiciones sociales convirtiéndose en un afamado perfumista.

Crimen y Castigo de Fiódor Dostoievski. La historia narra la vida de un estudiante en San Petesburgo. Este joven ve truncados sus sueños por la miseria en la cual se ven envueltos él y su familia. En búsqueda de dinero llega a conocer a una anciana prestamista, en cuya casa empeña algunos objetos de valor.

El principito de Antoine de Saint-Exupéry. Un piloto se encuentra perdido en el desierto del Sahara tras sufrir un accidente con su avión. Conocerá a un pequeño príncipe proveniente de otro planeta. La historia tiene una temática filosófica, donde se incluyen críticas sociales dirigidas a la extrañeza con la que los adultos ven las cosas. Estas críticas a las cosas importantes y al mundo de los adultos van apareciendo en el libro a lo largo de la narración.

El retrato de Dorian Gray de Oscar Wilde, es otro de los clásicos adaptado al cine. En esta obra un joven Gray desea ser conservado con belleza, tal cual ha sido retratado por Basil. Su deseo se cumple y el retrato irá envejeciendo mientras él continua joven y bello.

Estos son los 10 libros que os recomendamos en el Día Internacional del Libro. Si queréis proponer algún título, estaremos encantados de nuevos descubrimientos.

 

 

 

 

 

¿Qué puedo pedir a mi agencia de comunicación?

Las agencias de comunicación refuerzan la imagen de la empresa

Un departamento o agencia de comunicación refuerza la imagen de la empresa y gestiona una posible situación de crisis intentando que el daño en la reputación sea mínimo. No se trata de hacer invisible el problema sino de manejarlo para que se convierta en oportunidad.

Resuelven problemas entre departamentos trabajando la comunicación interna de la empresa

El encargado de la comunicación de la empresa puede mejorar la comunicación entre departamentos para evitar futuros problemas por falta de relación entre unos. En ocasiones la empresa da visiones contradictorias porque los departamentos no se han comunicado correctamente. Cada una de las áreas de una compañía es muy importante, de hecho un departamento no puedo existir sin el otro, trabajan por una visión común y por ello deben estar informados y en relación constante para que lo que se transmita sea el mismo mensaje.

La agencia traslada a la sociedad las actuaciones de la empresa

El experto en comunicación corporativa comunica y apoya en la transmisión del mensaje, ayuda a que la sociedad tenga conocimiento sobre aquellas acciones de la empresa que les puede afectar o no. Se trata de reforzar la reputación y el reconocimiento de la sociedad hacia la empresa. Ayudará a crear una opinión positiva, coherente con los valores de la compañía. Las empresas tienen su identidad y sus valores y con ellos se forman una reputación. Es esa reputación la que cuida la agencia de comunicación para que lo que se transmita sea los pilares de la empresa.

La agencia ayuda a conseguir más presencia de la empresa en la sociedad

No todas las empresas son grandes empresas como Coca Cola o Iberdrola pero todas tienen mensajes que transmitir. Todas las empresas hacen acciones que pueden convertirse en hechos noticiables. El periodista conociendo los formatos, espacios y tiempos de los medios logrará hacerse hueco para que las noticias relevantes sean trasladadas a la sociedad a través de los medios de comunicación.

Comunicación de crisis corporativa

Todos estamos en riesgo. Las compañías deben de contar con la posibilidad de tener que enfrentarse a una situación de crisis. En momentos en los que sucede algo así, hay que reaccionar con rapidez, pero con prudencia y con mucha dosis de humildad y transparencia. Nos podemos equivocar, pero hay que aceptarlo y solucionarlo. Os damos unos consejos básicos:

Manual

Lo primero y más importante es contar con un manual que nos facilite la actuación llegado el momento de la crisis. Se trata de un documento que recoja los mecanismos básicos de actuación y el nombre de aquellos que forman parte del comité (directivos, responsables de área y departamento de comunicación).

Lo ideal es que la compañía pueda evitar errores propios, así no tendremos que llegar nunca a utilizarlo. Pero, si llegado el momento, tenemos uno preparado, todo será más rápido y fácil y evitaremos el pánico inicial.

Prudencia y humildad

Lo siguiente será recopilar toda la información del problema y cuando lo tenemos localizado e identificado aceptar el error con humildad. Nunca mentiremos ni daremos información falsa o confusa.

El silencio no vale

No podemos dar la callada por respuesta porque lo único que conseguiremos es enfado por parte de los afectados y de la sociedad en general. Responderemos siempre a una situación de crisis y lo haremos con transparencia, informando sobre cómo vamos a solucionar el embrollo.

Monitorización

Para poder adelantarnos a las opiniones negativas y de desprestigio tendremos que conocer lo que dicen de nosotros en los distintos canales sociales (medios, redes, grupos influyentes en la sociedad, etc). Nos será más fácil fijar estrategias de comunicación que puedan proteger nuestra reputación, pasando siempre por escuchar aquellas opiniones que nos proponen mejorar en algún aspecto y llevándolo a cabo, si está dentro de nuestras posibilidades.

Cuidar la comunicación interna / proveedores

No podemos descuidar a nuestros trabajadores, ellos forman parte de la compañía y como tal, deberán estar informados en todo momento. Además, son nuestros primeros suscriptores y nos podrán ayudar a trasladar nuestros mensajes a la sociedad a través de su entorno. Del mismo modo, debemos ser transparentes con nuestros proveedores ya que a ellos también les puede afectar nuestra crisis.

 Empatía con los afectados

Tendremos que resarcir a los afectados. Primero son las personas y por lo tanto la solución pasa por recompensar al afectado, que se sienta tenido en cuenta.

Reelaborar el manual de crisis

Al final deberemos recapacitar y poner sobre el papel lo que ha funcionado y lo que no, de manera que vayamos mejorando nuestro manual de crisis y nos ayude en próximos acontecimientos que puedan dañar la imagen o la reputación de nuestra compañía.

Si actuamos como toca conseguiremos el objetivo final que es recuperar la normalidad en el menor tiempo posible y sacrificar al mínimo nuestra reputación para evitar la pérdida de credibilidad.

¿Cuestión de imagen?

La figura de Presidente de Parlamento se está convirtiendo en los últimos tiempos en el estereotipo perfecto de la imagen que traslada la clase política a la sociedad. Se puede ser ‘chocho’ o caduco como el señor Posada, tanto como el Gobierno que lo nombró en su cargo. Se podía ser ‘reina por un día’ como Bono en su momento, cada vez que soltaba su discurso didáctico que removía de sus asientos a todas sus señorías, incluso las que provenían de su mismo partido. O un poco Jekyll y Hyde como el señor Cotino al descolgar su teléfono. Esto da para ponerse y no acabar, seguro que cada uno en su territorio y más desde que cada escasos 300 kilómetros hay un Parlamento, todos encontraran casos cuanto menos curiosos.

¿Diosdado firma por Adidas?

¿Diosdado firma por Adidas?

Pero lo que me llama la atención de manera chirriante que me daña la vista es el caso de Venezuela y esa moda de convertir el chándal en prenda de etiqueta, tanto es así que la puede lucir un diputado, un candidato de la oposición o el propio Presidente de la Asamblea Nacional. Qué se den de leches en el hemiciclo tiene su aquel, pero que el Presidente de la sala, ejerza como tal con chándal tricolor y lo digo desde el respeto a cualquier enseña, me descoloca.

¿No hay dress code en los Parlamentos del mundo mundial? ¿Será que los políticos están mutando hacia formas desconocidas alejándose del descrédito que señalan las encuestas?

12602[1]

¿Y qué tiene que ver esto con la comunicación, dirán ustedes? Pues mucho, la comunicación no verbal, la gestual, incluso nuestra propia presencia y apariencia son la primera carta de presentación ante nuestros diferentes públicos. ¿Qué pretenden trasladarnos entonces sus señorías chandaleras? Y miren que los de aquí ya infunden poco respeto, por muy puestos que vayan. Pero y estos otros, los del chándal ochentero ¿Son una especie de superhéroes patrióticos al estilo del Iron Patriot(Véase Iron Man 3). Vale, pero ¿por qué si son tan amigos de sus colores patrios (algo que aquí, evidentemente no se entiende, que nos lo digan tras las últimas olimpiadas) lo hacen desde la estética del chándal? ¿Simplemente siguen los patrones de la moda que llega de La Habana? ¿O es una manera también de calar en el pueblo?

¿Qué quieren que les diga? Yo no llevo chándal ni para hacer deporte y nunca me vestiré de bandera. Soy apasionado del fútbol y nunca me he puesto una camiseta de mi equipo, ni he tenido nunca bufanda, ni creo haberme pintado la cara. Fui fallero y me tocó llevar una vez el estandarte, fue una vez y la última. Igual es que en este país, llamado España (algunos muchos) arrastramos un trauma que multiplica nuestro sentido del pudor y ridículo. Igual es que nuestros colores son tan chillones o más que los de Venezuela y la diferencia es que a ellos se la trufa. De ahí que lo hagan a diario, mientras nosotros como mucho nos reservamos para las grandes gestas deportivas, más al estilo de los loresingleses que en la intimidad se puedan vestir de mujeres. ¡Ay, así es la vieja Europa, corrupta y viciosa, pero siempre guardando las formas!

Pere Ferrer, Partner en Agua y Sal Comunicación // Colaborador en el blog Comunicación de Resistencia

Tipos de usuarios en las redes sociales

Las redes sociales forman parte de nuestras vidas, gracias a ellas podemos tener mayor contacto con nuestros amigos o familiares que viven lejos de nosotros o saber que ocurre al otro lado del mundo sólo con echar un vistazo a nuestro muro de Facebook o Twitter. El otro día, WhatsApp dejó de funcionar por unas horas y las redes sociales estaban llenas de alusiones a ello. Es solo un ejemplo de como cuando una de nuestros canales de comunicación habitual dejan de funcionar nos sentimos un poco desubicados.

dab0d16209457ab583cf15dd29539ace
Vía Pinterest

Son algo tan natural ya en nuestras vidas que no podríamos imaginar nuestro día a día sin ellas. Sin embargo, también hay otros integrantes de la sociedad que reniegan de estos nuevos canales y se resisten a abrir un perfil en Facebook, Twitter, incluso se niegan a descargarse el WhatsApp o alguna aplicación similar. Hemos leído mucho al respecto y nos hemos encontrado con algunos artículos en los que se habla de los distintos perfiles en torno a las redes sociales. Lo compartimos con vosotros en esta publicación. Estos perfiles, de los que hablamos a continuación, son los detectados en un estudio  de la Universidad de Winchester y al que ha hecho referencia Baquia en su blog.

Los Ultras son los que no pueden vivir sin las redes sociales. Para ellos estos canales son los únicos para comunicarse con su entorno. Este tipo de usuario puede sufrir des-conexión si no pueden conectarse a las redes. Del mismo modo, los  Negadores pueden experimentar ansiedad si están mucho tiempo alejados de las redes sociales pero en estos perfiles lo curioso es que nunca lo reconocerán, es más, harán alarde de poder vivir perfectamente sin ellas

Los Ocasionales son los que abren sus perfiles en redes pero no son nada activos en ellas, pueden estar varios días sin actualizar sus perfiles o sin comentar nada en ellas. Los Vírgenes son los que acaban de aterrizar en el mundillo social, se trata de un estado inicial y que luego acabarás por situarse en una u otra categoría de usuario, puede ser que se animen y conviertan en ultras o simplemente en usuario ocasional.

Los Rondadores o usuarios pasivos son los que están en las redes pero solo para leer o visualizar los contenidos de los demás, no comentan, no comparten, están vigilantes a las novedades de los demás.

Hay un grupo de usuarios conocidos como Pavos reales que son los que disfrutan mostrando sus éxitos en las redes, seguramente no pasa un día sin que se vea una foto suya subida al Instagram. Les encanta que les sigan y que comenten y feliciten por todo lo que comparten.

Aquellas personas que se introducen en las redes de forma anónima, con un nombre falso, son reconocidos como Fantasmas o, Cambiantes si suelen hacer uso de distintos perfiles falsos. No quieren que se sepa quien son en realidad.

A los Preguntones les gusta mucho generar debate lanzando preguntas para que la gente de su opinión y los Informadores son los que tras leer sus fuentes de información comparten noticias o asuntos que creen interesantes para todos sus amigos de las redes sociales. Si además el usuario es uno de los que está pendiente de la interacción que genera su publicación podríamos hablar de un usuario Sollozante.

 

En comunicación hay que saber nadar y guardar la ropa

Corren tiempos de marketing de contenidosde contar historiasde una publicidad que emocione, que transmita experiencias como nunca antes lo ha hecho. Son días en los que se requiere un diálogo fluido entre los consumidores y las marcas, entre las personas y las empresas. La comunicación sigue cambiando y el modo en que nos comunicamos todos, personas, organizaciones, empresas, marcas… también. Y el que no quiera verlo se convertirá en un holograma con fecha de caducidad cercana.

the-swimmer-lancaster[1]

La comunicación que conecta hoy es la que conmueve, necesitamos que nos sorprendan porque parece que ya estemos de vuelta de todo, saturados, infoxicados, sobrecargados. Parece que sólo nos vaya lo último, lo más moderno, evitamos lo antiguo o como mucho lo disfrazamos de vintage. Si tan sólo nos detuviéramos un instante y fuéramos capaces de echar la vista atrás nos encontraríamos un sinfín de cosas, detalles, historias que hemos evitado por rancios, sin reparar en que esa actitud nos hace a nosotros antiguos frente a lo que es y será verdaderamente moderno.

the-swimmer-poster[1]

El otro día caí en la cuenta de ello. Una peli por un canal caspa, pero de esos que tienen mérito por aguantar año tras año. El nadador (the swimmer)de 1968 con un espectacular cincuentón, Burt Lancaster, que interpreta a un ejecutivo publicistaen su auge y caída y nos invita a acompañarlo en su declive, en un camino de regreso a casa, yendo, nada menos que, de piscina en piscina. Una crítica feroz al sueño americano, en un momento en el que nadie se atrevió a hacerlo. Normal que fuera un fracaso en taquilla.

No les desvelo más del guión, si tienen curiosidad, acérquense a la película o al libro, cuando el argumento está basado en la condición humana, éste no pasa de moda. ¡Ah! y el amigo Burt está brutal. A mí me ‘llegó’, reconozco que mis veranos de joven eran un transitar de piscina en piscina.

tumblr_ml2z2eQSHb1qgpddwo1_1280[1]

El nadador es, sin duda, uno de los mejores ejemplos hoy de lo que es contar historias y hacerlo a través de múltiples soportes, adaptando el contenido a cada uno de los canales.

El nadador es un relato corto original deJohn Cheever, publicado en 1964. Un relato crítico y conmovedor que inspiró una película en 1968, no menos conmovedora y crítica. Y esta a su vez, ya con un contenido desvirtuado sirvió de idea para un spot de televisión para la marca Levi’s, en 1992. Un anuncio que recuperaba la estética de los 50 y el way of life americano, pero con un toque trasgresor con una soberbia canción de Dinah Washington que grabó en 1952 y que se había compuesto (¡oigan bien!) en 1932.

Les hablo de literatura, cine, publicidad, música… ¿Qué tenemos con todos esos ingredientes? Historias, historias adaptadas a públicos y canales en cada momento. Hacia eso mismo nos dicen que se encamina la comunicación en estos tiempos. No nos asustemos, pues. Si hay algo que no entendamos, siempre podemos volver la vista atrás. Lo viejo es nuevo. He necesitado ver como asoman las canas en mi pelo y en mi barba para entenderlo. ¡Qué le vamos a hacer, siempre fui lento de reflejos!

Pere Ferrer, Partner en Agua y Sal Comunicación // Colaborador en el blog Comunicación de Resistencia

Recursos para periodistas

Es normal que en alguna ocasión nos quedemos en blanco y dudemos sobre cómo se escribe correctamente una palabra. Estamos acostumbrados a utilizarlas en numerosas conversaciones pero…. de repente te pones ante el ordenador, vas a escribirla y zas! Ahí está, tu mente duda sobre cómo se escribe. No pasa nada, es normal, a todos o a casi todos nos ha pasado alguna vez. Lo que no tiene perdón es que nos aventuremos a escribirla y lo hagamos de forma errónea ya que son múltiples los recursos que tenemos hoy en día para comprobar y solventar nuestras dudas.

Si estamos en casa es casi imposible que no tengamos el diccionario de lengua española de la Real Academia de la Lengua, aquel diccionario, en dos volúmenes, que a todos los periodistas nos aconsejaron comprar en nuestro primer año de universidad. Es probable también que durante esos años de formación nos hiciéramos con un ejemplar de la ortografía española, otro sobre sinónimos y antónimos y otro, muy útil, el manual de español urgente. Os suena ¿verdad?

Lo cierto es que a menudo con las prisas o las necesidades de nuestra profesión no podemos ojear estos manuales y diccionarios por lo que tenemos que recurrir a aplicaciones o herramientas online.

La Real Academia de la Lengua cuenta con una versión online muy completa. La podemos consultar desde cualquier lugar, nos basta con tener un móvil y conexión a internet para solventar nuestra duda. Tiene una gran base de datos, respuestas a consultas lingüísticas y un completo diccionario panhispánico de dudas.

rae

También podemos utilizar la herramienta que pone a nuestra disposición el periódico El Mundo o El País, allí podremos encontrar los significados de cualquier palabra, traducir del español al inglés y viceversa y nos dará respuesta en nuestra búsqueda de sinónimos y antónimos.

elmundo

A partir de ahora ya no tenemos excusa para cometer errores ortográficos. Ante la duda consultemos siempre herramientas de confianza.

Mi/Tu ‘YO’ como marca/protagonista

La comunicación en estado puro, la interpersonal o grupal, la que no está sujeta a filtros, canales, caracteres, ni redes es rica en matices y puede adquirir múltiples formas, en función del entorno, del momento, del estado de ánimo en el que nos encontremos, de la diversidad del grupo en el que nos movamos o las rivalidades con las que topemos.

Esta es una comunicación mutante y nosotros nos metamorfoseamos con ella. Y la posición que adoptemos, la personalidad que asumamos, dirá mucho de nosotros ante el resto. Seamos eclécticos, pues, mutemos y desconcertemos.

Lo que está claro es que cuando dormimos nadie nos roba el papel de protagonista, cuando despertamos seguimos siéndolo y solo cuando compartimos las primeras palabras con nuestro entorno (parejas, hijos, vecinos, señora de la limpieza…) empezamos a ceder protagonismo frente a terceros.

Esa misma comunicación interpersonal es materia de estudio y aprendizaje también en el ámbito profesional: ya sea protocolo, marketing, ventas, recursos humanos, pero sobre todo lo es para profesionales de la comunicación y las Relaciones Públicas.

La gestión, promoción y ‘venta’ de nuestra propia ‘marca’, nuestro ‘YO’, debe ser rica en matices para que no nos juzguen desde un primer momento y muramos de encasillamiento.

pou2[1]

Nuestros movimientos en público deben ser tan estudiados como los que se preparan en escena, y al tiempo tan naturales que no parezcan impostados.

Bienvenidos al ‘postureo’ de las Relaciones Públicas. Si dominas tu entorno y te ceden protagonismo, asúmelo o declínalo con gusto; si por rango, edad, posición o desconocimiento lo asumen otros frente a ti, no compitas, ejerce de complemento y solo deja tu impronta (con un gesto o comentario certero) cuando sepas que ha llegado tu momento.

No siempre vamos a poder ser ‘protas’ y tampoco es que sea necesario para defender o ‘colar’ nuestro mensaje, los que se empeñan en ello acaban cayendo del pedestal al que se subieron. Pero disfrutemos con esas posibilidades. Hoy triunfo, hoy soy secundario (actor de reparto, como eufemismo), hoy ‘me borro’, hoy soy humilde, mañana guerrero… disfrutemos mientras nos enriquecemos.

Al final, el verdadero ‘prota’ no es el que se lo cree, sino el que consigue que se lo crean terceros. Es una mezcla de buena educación, mejores maneras, sentido del humor, unas cuantas dosis de ironía, sarcasmo, saber observar y escuchar, para poder responder mejor cuando llegue el momento y que quede claro, yo no sé de esto porque lo domino o lo ejerzo. Lo sé porque lo aprendo día a día de mis maestros. Y no me confundan todo esto, por favor, con artes nada nobles como son la pedantería o la arrogancia. Hoy no hablamos de esto. Hablamos como siempre me dice un buen amigo de marketing life o de otro (igual de bueno) que se inclina por el personal couch. 

Y sobre todo, tengan en cuenta que esto vale para cualquier ámbito de nuestro día a día (una reunión de empresa, una mesa redonda, una reunión de vecinos, un afterwork o unas birras en una terraza). Sirve tanto para un cóctel de etiqueta como para un botellón y un buen ejercicio es pasar de uno a otro en el mismo día. Es cuestión de actitud, yo lo he hecho*.

En fin, cuiden su YO, es él quien sale todas las mañanas para ganar su sustento.

Pere Ferrer, Partner en Agua y Sal Comunicación // Colaborador en el blog Comunicación de Resistencia