El rosa y el azul no son solo colores

Hace ya seis años, la cadena nacional de juguetes, Toy Planet, lanzó su primera Guía de Navidad en la que abarcaba la problemática del sexismo en estos catálogos. Recuerdo cuando nos reunimos para planificar la campaña de comunicación de ese año y me contaron lo que estaban haciendo. Fue muy emocionante ya que sabía que estaban haciendo algo nuevo, rompedor y necesario. En Toy Planet se habían dado cuenta, tras mucho hablar con sus clientes, que el rosa y el azul no eran solo colores. Detrás de cada fotografía de los catálogos de Navidad hay un mensaje, los niños juegan con camiones y las niñas con muñecas. Pero la realidad es otra. Detectarlo a tiempo le valió a esta empresa a convertirse en la primera en ponerse manos a la obra y romper con los estereotipos sexistas en el juguete. Contarlo también fue emocionante ya que los medios de comunicación acogieron muy bien esta iniciativa.

Este año Toy Planet ha vuelto a confeccionar su Guía de Navidad rompiendo con los clichés sexistas. Aunque el mensaje ya ha calado en la sociedad, al sector le queda mucho por hacer y todavía existen campañas de publicidad que fomentan actitudes sexistas que no deberían permitirse.

Este año la Generalitat Valenciana también ha lanzado una campaña en medios de comunicación y redes sociales para que los niños sepan que ellas pueden ser astronautas y ellos vestir tutú. El cambio está llegando según expertos en tendencias jugueteras, pero aunque ya podamos encontrarnos con niños poniendo lavadoras y niñas dirigiendo grúas, todavía existe el sexismo.

Agua y Sal ComunicaciónAgua y Sal Comunicación